Ojeras: así se combate al lado oscuro

por | Sep 14, 2016 | Ciencia | 0 Comentarios

Ojeras: así se combate al lado oscuro 

“Si sólo puede invertir en un cosmético, que sea en un contorno de ojos”.Palabra de Amanda Baldwin, directora de marketing de StriVectin, firma considerada de forma coloquial en el mundo de la belleza como la matadora de arrugas. No en vano, es la zona del rostro con la piel más fina y delicada -apenas mide 0,5 milímetros-, donde primero se manifiestan los signos del paso del tiempo. Por eso, la mirada necesita un extra de cuidados. Su estado alarma a “una de cada dos mujeres”, según un estudio publicado por la marca de venta en farmacias Vichy, y “utilizan de media tres productos para mejorar su aspecto: contorno de ojos, iluminador o corrector y máscara de pestañas”. Los datos que maneja Olay revelan que “el 80% están preocupadas por el contorno de los ojos y las ojeras son su principal problema”.

ojeras

Pero no sólo ellas se sienten agobiadas por ese cansancio crónico dibujado en la cara. La coloración del surco bajo el párpado inferior está relacionada con la genética, de ahí que afecte a hombres y mujeres, y puede estar presente incluso desde la infancia. “La causa del oscurecimiento es sobre todo vascular, es decir, por aumento del número y grosor de los vasos sanguíneos bajo la piel del párpado. Seguida de la herencia recibida, la pigmentación propia de la raza y la pérdida de la grasa que hay alrededor de los ojos. En el caso de la congestión, se debe a la retención de líquidos”, afirma la doctora María José Alonso. Esta profesional, miembro de la Asociación Española de Dermatología y Venereología (AEDV), explica el tono cetrino y violáceo por ese menor volumen subcutáneo, “que deja ver la vascularización y el músculo que hay debajo”. La mala circulación se produce a su vez “por causas médicas, como la anemia, o malos hábitos, como fumar o no descansar las horas suficientes”.

Dormir bien, el mejor remedio

 

De ahí que las noches de insomnio sean tan difíciles de ocultar. “El organismo responde oxigenando menos nuestros pulmones y eliminando menor cantidad de toxinas que se van quedando retenidas en nuestros tejidos, especialmente, en la delicada piel del contorno de los ojos”, sentencia Marta Gamarra, directora de formación de las firmas Eve Lom, Colbert MD, Rodial, Eyeko y Clean.

Como ella, todos los expertos consultados por ZEN coinciden en señalar que cuanto antes se empiece a tratar la zona, mejor para la microcirculación: “Es conveniente empezar a partir de los 20-25 años con productos ligeros para ojos que ayuden a hidratar”, continúa Gamarra, que anima a “dormir la cantidad de horas recomendadas al día [entre siete y ocho] y ser constantes con el hábito” porque esa regularidad influirá en los biorritmos y no sólo lo notará nuestra piel. Para prevenir lo que vendrá, Alonso también aconseja aplicar una fotoprotección adecuada, cremas despigmentantes e hidratantes, vitaminas y antioxidantes.

El estilo de vida es fundamental para evitar que la luz natural de nuestros ojos se apague y torne en un mal aspecto estético, como si estuviéramos enfermos. Además del descanso, llevar una buena alimentación y utilizar la cosmética adecuada pueden ser de gran ayuda. “Hay una serie de principios activos que, aplicados en la piel, pueden mejorar la pigmentación, la laxitud y las arrugas finas. Éstos son los retinoides, las vitaminas C, E y K, presentes en algunos sueros, cremas y contornos de ojos. Esto se ha demostrado en estudios clínicos con cosméticos”, confirma la médico.

alimentacion

Así se explicaría la creencia de que ponerse pepino u otros vegetales ricos en estas sustancias descongestiona. Sin embargo, Gamarra es más partidaria de otras opciones antes de aplicar estos remedios naturales. “Su pH es demasiado ácido por lo que, en vez de desinflamar, puede producir una irritación en la mucosa de los ojos o una inflamación. Es preferible sustituirlo por unos algodones humedecidos y escurridos en agua fría o por las mascarillas de gel que se pueden meter dentro de la nevera y aportan mayor frescor a la mirada, promoviendo el drenaje y el buen intercambio de fluidos entre las células y evitando así la sobrepigmentación”.

El contorno de los ojos se ve sometido a un ejercicio constante (parpadeos, expresiones, guiños…) y es agredido por otros factores externos: estrés, radiación UV, contaminación… Todo ello repercute en la mirada. Salvo los productos efecto parche o máscara, que se recomiendan por la noche, la textura de un contorno de ojos no influye en el momento de aplicación. Suele ser el último paso del ritual de belleza y la constancia es fundamental. Para notar efectos, no vale con aplicarlo puntualmente. “Lo ideal es dos veces al día.Ahora bien, puede verse condicionado según la acción del producto. Los que contienen pigmentos reflectores de la luz o efecto tensor, por ejemplo, son más apropiados durante el día. En cambio, productos con efecto parche o de nutrición actúan mientras se duerme”, aconseja Patricia Ricarte, responsable de asesoría técnica de Germaine de Capuccini.

En cuanto al masaje, de igual manera hay que tener en cuenta el fin buscado: firmeza, borrar signos de cansancio, luminosidad, antiarrugas… Los profesionales de la belleza apuestan por los drenantes (sobre todo, el drenaje linfático). “En función de la edad, entorno, situación personal y hábitos pueden aparecer distintos problemas que debemos de abordar de manera más personalizada. Por ejemplo, en uno antiarrugas trabajaremos específicamente éstas; para una acción antiojeras y bolsas recomendaríamos maniobras más drenantes que descongestionan”.

 

Alimentación y tratamientos

Una vez claro que hay personas con tendencia natural a la aparición de ojeras por el componente genético y que existen otros factores que pueden influir en la oxigenación de la zona, como los hábitos higiénico-dietéticos y las horas de sueño, llega el momento de actuar. “Las ojeras se acentúan con la edad. Es recomendable realizar un estudio médico para determinar sus causas y descartar cualquier patología”, afirma Inmaculada Adam, directora médica de laClínica Dermaline, que recomienda dietas bajas en sal y ricas en verduras y frutas. “Nos ayudan a tener un aspecto más saludable gracias a su aporte de vitaminas y minerales. También beneficia estar bien hidratados, es decir, beber suficiente agua. Sin embargo, el alcohol y el tabaco las empeoran”.

¿Por qué algunos productos especifican que evitemos la zona de los ojos? Ricarte responde: “La piel tiene características diferentes al resto del rostro que hacen que requiera de productos específicos. De lo contrario, podría manifestar efectos adversos: sensibilidad, irritación, picor…”.

Si la bolsa es lipídica (de grasa), la alternativa a la cosmética son los tratamientos más invasivos. Centros estéticos como Clínicas Zurich aseguran a ZEN que las dos intervenciones más demandadas son la blefaroplastia o cirugía de los párpados y la carboxiterapia, “un método no quirúrgico que consiste en la inyección de CO2 médico en el tejido subcutáneo gracias a una fina aguja”. Desde Dermaline, cuentan que la estrella, “y va en aumento, es el relleno del surco que produce el descolgamiento. Hay que tener en cuenta que la zona periocular es muy delicada y no valen todos los rellenos. Los que hay hoy en día están ofreciendo buenos resultados”. Las personas que responden a estos perfiles ya han probado cremas o tratamientos y continúan angustiadas por el aspecto envejecido. Por eso los laboratorios continúan investigando.

Fuente – Leer Más

 

[siguienteyanterior]

Pin It en Pinterest