Adelgazar acelerando el metabolismo basal después del confinamiento. Algunos cambios en la Dieta

por | Jun 1, 2020 | Ciencia, Miscelánea | 0 Comentarios

Adelgazar acelerando el metabolismo basal después del confinamiento. Algunos cambios en la Dieta

 

Durante el confinamiento hemos ralentizado el metabolismo. La falta de actividad física ha hecho que perdamos masa muscular, el aumento en el consumo de carbohidratos (alimentos con harinas refinadas y azúcares, sobre todo) y con grasas saturadas ha aumentado los niveles de grasa corporal y el descontrol de horarios de sueño y vigilia ha provocado un cansancio permanente.

Para despertar del letargo al que hemos sometido al cuerpo la clave está en activar el metabolismo. Pero para ello es importante entender varios conceptos básicos, como el «metabolismo basal».

El metabolismo basal es la energía que necesita una persona estando en reposo, sin realizar ninguna actividad física, es decir, las calorías mínimas necesarias para que esa persona realice una actividad básica diaria y los procesos vitales del organismo (dormir, respirar, pensar, que la sangre circule, realizar la digestión, mantenerse caliente cuando hace frío…).

Como norma general, el metabolismo basal disminuye a partir de los 40 años, pero existen, además de la edad, otros factores que influyen en él, como:

.-.  La genética.
.-.  El tamaño del cuerpo (cuanto mayor es, mayor gasto de energía se produce).
.-. El sexo (los hombres tienen más masa muscular y por tanto queman más calorías).
.-. La composición corporal (si se tiene más masa muscular más calorías se quemarán incluso en reposo).
.-. Los hábitos alimenticios y deportivos.

Y es en estos dos últimos puntos (la composición corporal y los hábitos alimenticios y deportivos) donde tenemos algún margen de maniobra a la hora de intentar acelerar el metabolismo.

 

¿Cuáles serían los cambios en la alimentación necesarios para activar el metabolismo?

Deben tenerse en cuenta las variables específicas de cada persona. Mientras que a algunas personas les viene bien hacer 5-6 comidas diarias a otros les vendrá mejor lo contrario, es decir, menos comidas al día…..

Como una norma común es que a la hora de elaborar la dieta se deben priorizar las proteínas frente a los carbohidratos. «El cuerpo tarda más tiempo y necesita más energía para descomponer y digerir las proteínas que para procesar otros nutrientes.

En concreto, el organismo gasta en torno al 20 o el 30% de las calorías que aportan las proteínas en digerir éstas, en comparación al 5 o 15% que necesita para procesar la grasa o los carbohidratos».

El aumento de proteínas contribuye a la formación del músculo y esa mayor masa muscular hace a su vez que se acelere el metabolismo.

Por eso en una dieta cuyo objetivo sea activar el metabolismo, se debe incluir carne magra, pescado, legumbres, huevos, queso y frutos secos. Pero este aumento debe ser seguido bajo estricto control médico porque un exceso en la ingesta de proteínas puede tener un efecto perjudicial para el organismo atacando a la función renal y hepática.

 

.-. Además del incremento de proteínas, existen determinados nutrientes que pueden contribuir a acelerar el metabolismo

.-. El café, pues la cafeína no es sólo un poderoso estimulante, sino que además tiene un efecto vasodilatador y se ha estudiado su capacidad para prevenir la aparición de enfermedades como la diabetes.

Respecto al metabolismo, el café es una de las pocas sustancias naturales que lo aceleran, además de ser un gran aliado si se practica ejercicio. De hecho, muchos atletas toman varias tazas de café antes de competir, ya que la cafeína aumenta los niveles de adrenalina (Esta hormona que prepara al cuerpo para realizar esfuerzo físico haciendo que las células grasas descompongan la grasa corporal en ácidos grasos libres que se usa como combustible cuando se hace ejercicio).

Sin embargo, insistimos en que el consumo de cafeína debe realizarse bajo un control médico, pues las personas con diversas patologías cardiovasculares no pueden abusar de esta sustancia.

.-. La capsaicina, presente es las comidas picantes. El componente activo que da el picante a estos alimentos es el encargado de disminuir los lípidos corporales mediante un mecanismo que motiva la muerte de las células grasas inmaduras, por lo que su consumo podría ayudar a adelgazar.

Como con el café también es adecuado hacer un seguimiento médico pues las personas con problemas digestivos pueden sufrir las consecuencias con estos alimentos.

Fuente, Leer +

[siguienteyanterior]

Pin It en Pinterest