Técnica Nanofat: la revolución contra las ojeras

por | Feb 19, 2016 | Ciencia | 0 Comentarios

Técnica Nanofat: la revolución contra las ojeras

NANOFAT, LA TÉCNICA DE LIPOFILLING QUE TRASCIENDE EL RELLENO GRASO
¿Ya no sabes cómo eliminar esas antiestéticas ojeras? La técnica Nanofat es un procedimiento mínimamente invasivo que ayuda a mejorar la calidad de la piel, aporta luminosidad y aclara considerablemente la zona afectada.

Las ojeras no solo oscurecen la piel de la zona afectada, sino que provocan un efecto en nuestro rostro, haciéndonos parecer cansados y/o con la mirada algo caída o triste. Existen diferentes técnicas para combatir este problema estético, y la técnica que hoy te presentamos es idónea para casos con ojeras oscuras.

Degeneración cutánea: arrugas, ojeras, pigmentaciones, flaccidez… Luchar contra estas imperfecciones es el objetivo de la cirugía estética, y de Nanofat. Esta técnica consiste en la inyección de las células madre existentes en el tejido graso del propio paciente, pero no de los adipocitos. Nanofat permite aislar con éxito estas stem cells, responsables finales de la regeneración de los tejidos, para inyectarlas después de forma rápida, limpia y eficaz.

Todos los depósitos grasos  del cuerpo están compuestos por una porción de grasa y una porción estromal conformada por colágeno intercelular, vasos sanguíneos, sustancias de comunicación intercelular, hormonas y una ingente cantidad de células madre. De hecho, el material estromal contiene 500 veces más células madre que la médula ósea, lo que significa que su poder de regeneración es el mayor del organismo humano.

En los lipofilling tradicionales se emplea la porción grasa, que también contiene células madre aunque en mucha menor concentración. Pero, gracias a una nueva tecnología, Nanofat permite por fin inyectar exclusivamente el material estromal, mucho más potente en términos de regeneración cutánea. Además, facilita una transferencia más precisa y eficiente de las células madre, ya que el líquido estromal puede ser inyectado a nivel cutáneo. Sin embargo, la grasa debe inyectarse a nivel subcutáneo. Por eso Nanofat no debe considerarse un injerto graso, pues trasciende a este término.

 NANOFAT

Un procedimiento sencillo

La técnica Nanofat es un tratamiento mínimamente invasivo que consiste en la extracción de grasa del paciente (grasa autóloga) con un alto contenido en células madre. La extracción se realiza mediante pequeños pinchazos, y posteriormente la grasa se centrifuga para conseguir el tejido más limpio.

Posteriormente se inyecta en la zona de las ojeras mediante una fina aguja. El procedimiento se realiza bajo anestesia local y no requiere hospitalización ni reposo. El paciente notará una ligera inflamación que se reducirá al cabo de pocas horas.

El Nanofat debe llevarse a cabo por un cirujano, dado que requiere de  un proceso quirúrgico.

1 Liposucción. El cirujano debe extraer unos 10 centímetros cúbicos de grasa del propio paciente. Generalmente lo hace del abdomen o la cara interna del muslo. Se trata de una cantidad tan pequeña, que la técnica solo requiere de anestesia local.

  1. Emulsión.Una vez extraída, la grasa se emulsiona a través de dos jeringas al pasar el contenido de una a otra, para posteriormente filtrarla con una malla especial y así aislar la porción estromal.
  2. Inyección.Esta porción estromal es inyectada directamente a nivel cutáneo para que se produzca una estimulación natural de los tejidos.

Una vez realizado el tratamiento los expertos recomiendan evitar la exposición al sol durante el primer mes.

 

¿Qué imperfecciones puedo arreglar?

Es una buena técnica preventiva y un excelente tratamiento para pacientes con cierto grado de degeneración cutánea en forma de arrugas, pigmentaciones, flaccidez… De hecho, son estos últimos los que observan resultados más nítidos. Las zonas que mejor responden son:

  • Arrugas faciales, cervicales y/o del escote.
  • Decoloración de las ojeras.
  • Revitalización y rejuvenecimiento del rostro.

Efecto permanente

El procedimiento no únicamente es beneficioso para reducir las ojeras oscuras, sino que mejora considerablemente la calidad de la piel, aportándole luminosidad y reduciendo notoriamente el color de la zona tratada. El tratamiento mejora la pigmentación de la piel e incluso ayuda a minimizar pequeñas depresiones y arrugas que estén en la zona de la ojera.

Se trata de una técnica que proporciona efectos permanentes, ya que la misma regeneración ayudará a que la zona se autoregenere de forma natural.

Los definitivos se observan 8 meses después la intervención (el tiempo que tardan las células madres en estimular los tejidos cutáneos de forma natural) en forma de una mejora generalizada de la piel: mejor tono, una coloración más homogénea, una disminución de las arrugas… Se recomienda someterse a esta técnica una vez al año. Nanofat puede combinarse con toda clase de tratamientos faciales.

https://youtu.be/674VjajguGI

[siguienteyanterior]

Pin It en Pinterest

A %d blogueros les gusta esto: